Precios de posicionamiento web: el éxito no es gratuito

5 Feb, 2020

Posicionamiento SEO y el SEM: juntos, pero no revueltos

Antes de hablarte y asesorarte sobre los precios del posicionamiento web debemos hacer que establezcas una clara diferenciación entre los dos tipos de posicionamientos que existen y que suelen llevar a confusión, y más cuando se habla de dinero:

  • El posicionamiento SEM: este posicionamiento está basado en la publicidad en el propio buscador, véase un acceso a través de un anuncio que se encuentran incluso antes que las propias páginas web resultantes de la búsqueda. Los precios de este posicionamiento web dependerán de la competencia que tengan las palabras clave escogidas, debiendo de realizar esta inversión directamente con Google. Si la gestión de la campaña es realizada por una agencia o por un experto, a esta inversión que sumarle la construcción, configuración y optimización mensual que realicen los mismos para conseguir una campaña eficiente y rentable.
  • El posicionamiento SEO: por otro lado, este posicionamiento se basa principalmente en el uso de las keywords, los contenidos y otros elementos para ir escalando puestos en el buscador pertinente entre los resultados naturales (no se tratan, por tanto, de los anuncios de Google sino de los resultados de búsqueda naturales). En este caso, los precios de posicionamiento web son mensuales para conseguir unas acciones mensuales diversas que ayuden a adquirir unos espléndidos resultados a través de una estrategia natural, potente y estable en el tiempo.

Por lo tanto, el SEO está relacionado con el SEM al ser dos tipos de posicionamiento (uno a través de publicidad de pago y otro a través de una estrategia mensual) pero no por ello son de características iguales ni cuestan lo mismo.

Precios por posicionamiento web: cómo saber cuál es el mejor

Al albergar tantos campos de trabajo, los precios de posicionamiento web en base al SEO son muy variables, ya que existen muchas agencias SEO o empresas de marketing online. Por lo tanto, vamos a darte unos consejos para que sepas apreciar si una empresa te supondrá un mayor o menor desembolso y si tendrá mejor o peor calidad:

  • El equilibrio servicios-rentabilidad: debes tener en cuenta que, no por ofrecer una oferta de 50 euros por posicionarte en Internet, conseguirás el éxito. Así pues, la inversión en el posicionamiento SEO es algo serio y ahorrarte dinero en demasía no es algo rentable a largo plazo, pues la inversión dependerá de muchos factores (competencia de tu sector, complejidad de palabras clave escogidas, etc.). Una inversión muy pequeña podría suponer un mayor tiempo de adquisición de resultados o, incluso, inestabilidad en los mismos dependiendo del sector en el que trabajes.
  • Comprobar a quién le pedirás ayuda: sería aconsejable observar con detenimiento la página web a la que te estás pensando solicitar precios por posicionamiento web. Mirar si publica contenido con frecuencia, llamar y pedir presupuesto… toda información es vital si tu empresa e imagen en Internet está en juego.
  • Búsqueda de referencias: conocer la opinión de otras empresas o personas que han pedido este tipo de servicios también es importante, ya que la valoración de alguien cercano suele ser de mayor confianza.
El SEO es igual a compromiso, pues Roma no se construyó en un día.

Desglosando el SEO ¿qué es lo que hay detrás?

Por lo tanto, ¿qué estaría detrás de una contratación? ¿Qué se paga por un servicio de posicionamiento web? Tranquilo, que no cunda el pánico. A continuación te vamos a ofrecer un pequeño y resumido desglose que te permitirá conocer qué elementos van sumando a la hora de hacer una tarifa para SEO. Este te permitirá también entender los precios por posicionamiento web que podrás encontrarte por el amplio mundo de Internet:

  • Páginas del dominio: el número de páginas que se vayan a trabajar de la propia web puede encarecer el precio, ya que si trabajamos 30 páginas de una misma web, obviamente, no tendrá el mismo coste que una de 100, pues el tiempo invertido en la misma será mayor.
  • ¿Web nacional o internacional?: si es internacional llevará mayor precio por necesitar de unos recursos de un mayor coste para estructurar la estrategia.
  • Tipo de web: dependiendo de la página a tratar el precio será variable, ya sea por cómo esté diseñada la misma, si está realizada a medida o no, etc.
  • La competencia: si tu página web está inserta en un ámbito con mucha competencia, por ejemplo la moda, se tendrá que superar a ese número de competidores que llevan trabajando su posicionamiento desde hace un tiempo y, para ello, se requeriría de una mayor dedicación.
  • Los contenidos: en base a los objetivos que te marques necesitarás uno u otro contenido especializado.

Este sería un pequeño desglose, como bien dijimos antes, pero bien es cierto que cada empresa puede ofrecerte “paquetes de posicionamiento” o bien alguna oferta en base a alguno o varios de estos parámetros.

Y, eso sí, es imperativo recordar siempre que el SEO no es algo que pueda dejarse a la ligera, ya que no por contratar un servicio durante un mes se llegará al primer puesto. Es una lucha constante y prolongada, pues estudios demuestran que hasta uno meses no se ven grandes resultados, pues en Internet hay mucha gente y muchos dominios.